top of page

¿Cómo escoger el color correcto para tus envases?

El comportamiento de compra de los consumidores nos dice que estos se ven influidos por los colores que tienen los empaques. Al momento de elegir el tono más adecuado para el empaque de tu producto, debes de tener en cuenta varias cosas.


Piense en el consumidor:

Los consumidores deben poder conectar con los colores que elija. Concéntrese en el mercado objetivo. ¿Cuál es su edad, sexo, nivel económico, educación? Comprenda sus necesidades, sus motivaciones.


Por ejemplo, las bebidas de Aloe Vera normalmente tienen un envase de color verde o las tapas son de color verde, el cual representa salud y bienestar, esta bebida es un potente antioxidante que la hace vital para los deportistas y personas con necesidad de alto rendimiento físico.


Representación del producto:

A veces, se desea que el envase informe al consumidor sobre el contenido de los productos. Por ejemplo, el shampoo y acondicionador hair food de Garnier es la forma perfecta de alimentar al pelo hambriento, su fórmula vegana está hecha con súper frutas cargadas de nutrientes hasta un 98% de origen natural, es por eso que sus envases representan el color de la fruta que contiene el producto.

Distíngase de la competencia:

Nadie quiere que su producto se mezcle en la estantería, sino que destaque. Si elige un color único o diferente al de la competencia, tendrá más posibilidades de que su producto llame la atención y sea recordado.


Por ejemplo, los colores de los envases de crema para peinar de Sedal y Pantene se contrastan, ya que los de sedal cada envase tiene diferente color dependiendo del tipo de cabello, ya sea verde para rizos definidos o morado para cabellos lisos y en las presentaciones de Pantene todos los envases de crema para peinar son de color blanco y tapadera dorada.


Comunicar el propósito del producto:

El color debe comunicar subconscientemente el mensaje que quiere enviar a los compradores. ¿Quiere que piensen en el producto como algo reconfortante o divertido? ¿Está relacionado con el bienestar o la seguridad? ¿Evoca una sensación de lujo o sofisticación?


Por ejemplo, el clásico color rosado del bote quitamanchas de Vanish, el color rosado representa alegría, lo cual se apega al propósito de la marca, el cual es que las prendas deberían de darte alegría una y otra vez.

No deje de comunicar la voz de su marca:

La historia de la marca debe fluir perfectamente a través de los colores y el diseño del envase. ¿Quiere revelar una cualidad de su organización? ¿Es su marca profesional, divertida o rebelde?


Por ejemplo, la marca de shampoo Tresemmé decidió que los envases de sus productos para el cabello sean de color negro, reflejando los valores de su marca, los cuales son confianza, poder y sofisticación, lo que va de la mano con la historia de la marca que la cual ha entregado productos de cuidado y peinado del cabello con calidad de salón de belleza a todas las mujeres que necesitan un producto de confianza para que estén listas a enfrentarse a su próximo reto.


No olvide los colores básicos de su marca:

Aunque experimentar está muy bien cuando se trata de envasar un nuevo producto, hay que mantener la coherencia cromática y la identidad de marca. Esto significa que los consumidores deben ser capaces de reconocer la marca con independencia del envase o los colores.


Por ejemplo, el clásico color rojo de las tapas de las botellas de Coca Cola, ya que es el color que acompaña tradicionalmente al logo en los anuncios y demás materiales publicitarios, así que se vuelve fácil el reconocer la marca.


Aunque hay muchos más factores a tener en cuenta, como la tecnología de impresión de las etiquetas, la naturaleza de la superficie o el acabado del empaque, la elección de los colores del envase es una decisión que debe tomarse con cuidado. Y esta decisión no puede tomarse sin entender lo que su público asocia subconscientemente con los colores populares.

コメント


bottom of page